Estamos sumergidos en ambientes ruidosos a diario, lo que repercute en nuestra salud y bienestar. Esta exposición constante a la que estamos habituados no solo se manifiesta de manera física en nuestro organismo a través de, por ejemplo, pérdidas de audición, sino que también puede potenciar el nivel de estrés e irritabilidad y dificultar nuestra concentración. Por ello, hoy os contamos algunos motivos por los que alejarse del ruido y disfrutar de entornos naturales como el que rodea a nuestros Baños da Brea.

En primer lugar, siendo la razón más evidente, la exposición prolongada en el tiempo a ruidos elevados (superiores a 60 dB) tiene repercusiones negativas sobre la audición. Si trabajamos en ambientes ruidosos o utilizamos auriculares y nuestros dispositivos tecnológicos a altos volúmenes, podemos sufrir una pérdida progresiva de nuestra capacidad auditiva, derivando en dificultad para escuchar ciertos sonidos o tonos. Asimismo, también podemos padecer tinnitus, que es el nombre que recibe el silbido o zumbido en el oído.

Sin embargo, los oídos no son los únicos órganos de nuestro cuerpo afectados, sino que las consecuencias van mucho más allá. Una exposición a sonidos fuertes o ruido produce problemas en el sistema nervioso y circulatorio, ya que nuestra respiración y ritmo cardíaco se pueden acelerar, la presión arterial aumenta y empeora la circulación periférica. También en el aparato digestivo, puesto que disminuye el peristalismo digestivo, que ocasiona gastritis o colitis, se pueden manifestar dificultades para la coordinación y una disminución de la visión nocturna, así como el aumento de la glucosa, el colesterol y los niveles de lípidos, entre otros.

Asimismo, nuestro bienestar mental se puede ver afectado con el ruido. Nuestra fatiga aumenta, así como la dificultad para conciliar el sueño, sufrimos un mayor grado de irritabilidad y, en general, una mayor sensación de cansancio. Entonces, ¿por qué nos hace tanto bien estar en entornos tranquilos como la naturaleza o los balnearios?

 

  • Beneficios para nuestra mente. La tranquilidad nos permite relajar la mente y reducir los niveles de estrés y ansiedad a los que estamos sometidos habitualmente. Aunque un tratamiento corporal o el termalismo siempre será un plus para ello, en términos generales, estar en estos medios tranquilos mejorará nuestro estado de ánimo e influye en nuestra creatividad y capacidad para aprender.
  • Beneficios para nuestro cuerpo. Ayuda a reforzar el sistema inmunológico, suaviza los dolores de cabeza, regula la tensión arterial, disminuye el riesgo de padecer enfermedades cardíacas y aleja los problemas de audición.

 

El ritmo acelerado del día a día hace difícil huir de esos ruidos que, a pesar de su volumen, se nos pasan desapercibidos. Por ello, rodearnos de naturaleza suele ser una opción saludable e incluso terapéutica: nos alejamos de la contaminación acústica y del estrés, irritabilidad y otra índole de problemas derivados de ella. Por este y otros motivos, el Hotel Balneario Baños da Brea se ubica en un enclave privilegiado con entornos verdes, de tranquilidad y bienestar fluyendo por sus aguas.

Compartir:

Deja un comentario

OFERTA SEMANA SANTA

  • Habitación doble con vistas al valle.
  • Desayuno buffet con posibilidad de media pensión y pensión completa.
  • 1 Acceso diario a la piscina termal de 1 hora de duración.
  • 2 Tratamientos consistentes en: Aplicación de Parafango + Aplicación de Gel Frío.

*Estancia Mínima 2 Noches

  • Con Desayuno = 99,00€ pax.
  • Con Media Pensión = 132,00€ pax.
  • Con Pensión Completa = 158,00€ pax.


Reservar

*Estancias superiores a 2 noches tendrán un 10% de descuento extra.

*Niños de 0 a 3 años gratis.

*Niños de 4 a 12 años 50% de descuento compartiendo con 2 adultos.

*En balneario se cubrirá un cuestionario médico.

*Préstamo de toalla y albornoz.

*Suplemento de habitación individual 11€/noche.

*Oferta válida del 11 al 17 de abril.

This will close in 0 seconds